Ocean

Warren Ellis y Chris Sprouse
Norma Ed. Colección El Día Después nº 14
Rústica. 160 p. 14€
OceanHace un tiempo Warren Ellis se había converido en uno de los escritores más interesantes del mercado norteamericano. Obras como Stormwatch y su continuación en The Authority se convirtieron en un referente del género gracias a la modernización del esquema superheroico. Al mismo tiempo, otras obras se alejaban del esquema propuesto evitándole repetirse. Planetary abordaba el género desde una perspectiva diametralmente opuesta y Transmetropolitan se enmarcaba abiertamente en la ciencia ficción.

Luego las cosas empezaron a torcerse. The Authority y Transmetropolitan terminaron y Planetary empezó a ser postergada debido a la cantidad de proyectos en los que se embarcaba Ellis (y a problemas personales). Ellis se apartó del mundillo superheroico lo que derivó en una mayor dificultad a la hora de conseguir sus obras con lo que, al cabo del tiempo acabé perdiéndole la pista.

Así y todo, después de su decepcionante trilogía de Ultimate Galactus le recupero a través de este Ocean (y otro par más de obras que algún día comentaré), una historia de ciencia ficción clásica, entretenida pero a la que hay que tolerar ciertas ínfulas. Y es que parece mentira que el autor de The Authority sea ahora el que fagocite sin pudor a clásicos y no tan clásicos en un intento de parecer “moderno”. Hace ya tiempo que los autores noveles han dejado de imitar al Tarantino de Reservoir Dogs y Pulp Fiction y resulta paradójico que, habiendo cedido él la batuta de una de sus principales creaciones a Mark Millar, sea ahora el que le copia descaradamente uno de sus trucos más obvios: el usar a un actor de cine como modelo para su personaje principal. Por que el Nathan Kane de Ocean no se parece a Samuel L. Jackson sólo en el físico.

Si Ellis se limitase a inspirarse en la ya clásica Atmósfera Zero de Hyams posiblemente el resultado habría sido mejor. Pero además la adereza con toques hard a los que cualquier lector con un cierto bagaje fantacientífico está más que acostumbrado. La teoría de que el cinturón de asteroides son los restos de un planeta que explosionó, la posibilidad de vida en los océanos de Europa, los agujeros de gusano como medio de transporte, el análisis de una cultura a través de su semiótica. Son demasiadas referencias, aderezadas, además, con tópicos como la afición del protagonista por los albores de la época espacial (y que tan bien le viene para salvarse en el último momento), su aversión a las armas de fuego (que remite al detective Philip Marlowe, quien se pasaba la historia de El Sueño Eterno requisándoles las armas a sus oponentes), o el patético chiste de hacer que los malos sean la Corporación Doors, los del sistema operativo que hacen que los ordenadores se pongan azules y se cuelguen dos veces al día (sic).

Con todo, ya digo que Ocean es una obra de aventuras entretenida, que hará pasar un buen rato a cualquier lector medianamente exigente, aunque lo sería más si Ellis no hubiese puesto el piloto automático al escribirla.

Calificación: 4/10

Anuncios
Explore posts in the same categories: Cómic

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s


A %d blogueros les gusta esto: